Remedios caseros y naturales para combatir la acidez gástrica

La acidez es un trastorno digestible muy molesto que puede dañar mucho a nuestro sistema digestible y a nuestro estado de salud normalmente.

En este artículo compartimos antídotos naturales y caseros para combatirla, a fin de que puedas eludir los fármacos y sus efectos secundarios.

Los antiácidos no son la solución

El consumo frecuente de fármacos antiácidos no únicamente no es la solución para la acidez, sino puede ser realmente perjudicial en un largo plazo para el sistema digestivo y para el organismo normalmente.

Estos fármacos alteran la acidez natural del organismo, que requiere un pH específico a fin de que podamos digerir bien los comestibles.

Si anulamos estos ácidos debilitaremos nuestro estómago y, además de esto, lo vamos a hacer considerablemente más frágil a todo género de enfermedades.

Ver también: Los 7 peores alimentos para tu digestión

Alcalinizar la dieta

Alcalinizar la dieta

Para que sea eficaz y perdurable, la solución real para la acidez debe fundamentarse en la alcalinización de nuestra dieta. Esto es, en consumir comestibles con propiedades alcalinas que regulen de forma equilibrada y natural la acidez que prevalece en nuestro organismo.

De este modo no alteraremos el pH ácido de nuestro estómago, sino más bien reduciremos los ácidos de forma gradual y sin afectar al proceso digestible.

¿Cuáles son los comestibles alcalinos?

  • Vegetales de hoja verde: Apio, brócoli, pepino, perejil, etc.
  • Otras hortalizas: Tomate, col, remolacha
  • Frutas: Aguacate, limón, pomelo
  • Legumbres
  • Frutos secos: Almendras
  • Semillas
  • Algas

Eliminar los comestibles acidificantes

Del mismo modo, mientras que alcalinizamos la dieta, vamos a deber asimismo eludir los comestibles acidificantes:

  • Alcohol.
  • Café.
  • Zumos y bebidas envasadas.
  • Azúcar blanco.
  • Edulcorantes.
  • Harinas refinadas.
  • Sal común.
  • Lácteos.
  • Fritos.
  • Embutidos.

Beber más agua

Beber agua

Para prosperar la función digestible, combatir el exceso de acidez y quitar las toxinas que se amontonan en el organismo debemos proponernos tomar, al menos, un litro y medio de agua cada día, fuera de las comidas, de forma especial en ayunas.

En un antídoto sencillísimo y que nos puede dar sorprendentes resultados positivos.

El antídoto de la abuela contra la acidez

Este antídoto natural y casero para la acidez y las úlceras gástricas era frecuente hace unas décadas.

Ingredientes

  • El jugo de una patata cruda
  • Dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra (32 g)

¿De qué manera lo tomamos?

  • Mezclaremos bien los ingredientes y los vamos a tomar en ayunas, cuando menos media hora ya antes del desayuno.
  • Consumiremos este antídoto a lo largo de 9 días seguidos.

Te aconsejamos leer: 9 tips naturales para acabar con la acidez sin antiácidos

¿Puedo tomar jugo de limón?

glass of water with lemon

El limón, pese a ser una fruta ácida, actúa como un neutralizador de ácidos cuando llega al estómago. Por esta razón bastantes personas lo toman tras las comidas o bien lo utilizan para aderezar los platos.

  • Podemos tomar un tanto de jugo de limón con agua ya antes y tras las comidas.
  • No obstante, si no nos sienta bien optaremos por ciertos otros antídotos de este artículo.

Masticar más

Uno de los motivos por los que podemos estar padeciendo acidez gástrica es por no estar comiendo de forma correcta. Muchas personas acostumbran a comer con prisas o bien en situaciones de estrés, sin tomarse el tiempo preciso ni escogiendo el sitio conveniente.

Debemos priorizar el instante de el alimento para sentarnos, relajarnos y poder comer sin distracciones ni preocupaciones, y de esta manera centrarnos en masticar bien cada comestible. Este fácil hábito puede prosperar mucho el proceso digestible, puesto que ciertas enzimas están presentes en la saliva.

Baños con bicarbonato

Baños con bicarbonato

El bicarbonato de sodio es un antídoto frecuente para combatir la acidez de forma natural. Sin embargo, su consumo frecuente tampoco es ventajoso, puesto que tiene efectos afines al de los antiácidos.

Una forma de favorecernos del bicarbonato sin que altere la función digestible consiste en hacernos baños calientes de pies o bien de cuerpo entero. De esta forma las propiedades alcalinizantes penetrarán, mediante los poros de la piel, que se dilatan con el calor del agua, hasta llegar al riego sanguíneo.

Con 15 o bien 20 minutos va a ser suficiente para conseguir estos beneficios.

Agua de arcilla

Otro antídoto antiácido, natural y casero y de efectos inmediatos es el agua de arcilla. Sin embargo, debemos seleccionar arcilla blanca capaz para el consumo, puesto que no todas y cada una de las podemos ingerir.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de arcilla blanca (cinco g)
  • ½ vaso de agua (100 ml)

Preparación

  • Añadiremos una cucharadita de arcilla en medio vaso de agua y mezclaremos bien con una cuchase de madera o bien plástico. Es esencial que no sea de metal.
  • Esperaremos 10 minutos y nos vamos a tomar el agua.


Deja un comentario