Gárgaras de bicarbonato y agua para el dolor de garganta

Seguramente hemos escuchado alguna vez que es conveniente efectuar gárgaras de bicarbonato y agua cuando tenemos dolor de garganta. Puesto que bien, si bien a muchos todavía les pueda extrañar, esta mezcla sí es conveniente para dicho malestar. Eso sí, no se debe dejar a un lado jamás el tratamiento pautado por el médico.

Por otra parte, los enjuagues con esta mezcla diariamente pueden asistir a sostener una buena higiene dental, contribuyendo a la supresión de placa en los dientes, al paso que ayuda a sostener un aliento fresco.

¿Qué es el bicarbonato de sodio?

El bicarbonato de sodio es una sal formada por hidróxido sódico derivada del ácido carbónico, la que contribuye al equilibrio ácido y base del organismo. La fórmula química con la que se representa al bicarbonato de sodio o bien hidrogenocarbonato de sodio es: NaHCO3.

Se trata de un polvo blanquecino que crea una reacción alcalina al contacto con el agua para entonces disolverse totalmente. Además de esto, es una sustancia fácil de encontrar en cualquier clase de súper.

Una de sus ventajas es que no resulta tóxico al ingerirlo (en pequeñas cantidades), razón por la que se utiliza como polvo para enhornar en la preparación de diferentes postres. A una parte de la preparación de postres, el bicarbonato sódico tiene otros muchos y variados usos.

Entre sus usos, podemos mentar que es  un gran aliado para sostener la higiene bucal. Por ello, hacer gárgaras de bicarbonato resulta ser un procedimiento práctico para  blanquear los dientes de forma natural.

Descubre: 7 consecuencias para tu salud de una mala higiene dental

Las gárgaras de bicarbonato y sus beneficios

dolor-de-garganta

Una medida válida para conseguir alivio a lo largo de los habituales constipados que cursan con una sensación de tener la garganta raspos y dolor al tragar saliva, cualquier comestible o bien bebida, es hacer gárgaras de bicarbonato de sodio y agua.

Ingredientes

  • 1 taza de agua temperada (125 ml).
  • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio (cinco g).

Preparación

  • En la taza de agua caliente agregamos la cucharadita de bicarbonato sódico, procedemos a remover realmente bien hasta el momento en que el bicarbonato este totalmente disuelto.
  • Damos sorbos pequeños y sostenemos la mezcla en la garganta, lo más profundo que se pueda, para iniciar con las gárgaras por más o menos treinta segundos.
  • Terminamos por escupir la mezcla puesto que no hay necesidad de tragarla ya que puede ser malo para la salud.
  • Se aconseja reiterar exactamente el mismo procedimiento hasta terminar con el contenido de la taza.

Los efectos del bicarbonato en combinación con el agua, que no ha de estar fría, mas tampoco muy caliente, ayudarán a sentir alivio, adecentar la mucosidad y desinflamar la garganta

Además de calmar las molestias en la garganta, la mezcla de bicarbonato de sodio y limón asimismo puede asistir a tener un aliento fresco.

Te puede interesar: Tratamiento para la amigdalitis aguda

Precauciones al utilizar el bicarbonato de sodio

bicarbonato

Hay que llevar cuidado de no tragarse la mezcla mientras que se efectúan las gárgaras, puesto que el bicarbonato puede producir reacciones adversas:

  • Vómitos.
  • Náuseas.
  • Flatulencias.
  • Acidez estomacal.
  • Debilidad muscular.
  • Dificultad respiratoria.

Si bien las gárgaras pueden asistir a sentir alivio en el caso de dolor de garganta, es preciso tener muy presente que esta medida no forma una cura como tal ni un substituto al tratamiento pautado por el médico. 

Deja un comentario