Cuida tu digestión con estas 6 plantas curativas

La digestión es el proceso que permite al cuerpo obtener lo que necesita para estar sano y desechar todo aquello que no le hace error. Y aunque no lo parezca, este proceso influye en el asimilación, la actividad hormonal e, incluso, en las emociones.

Por ello, es de suma importancia que se lleve a parte de la forma correcta. El problema es que no siempre nos preocupamos por cuidar de la digestión y, conveniente a las malas elecciones alimentarias, acabamos ralentizando la función del estómago y acumulando toxinas de más.

Como producto de esto, se desencadenan reacciones adversas, como inflamación, gases intestinales, constipado, entre otras afecciones digestivas que afectan la calidad de vida.

Por fortuna, tenemos a la mano algunos remedios de origen natural que, por sus propiedades, nos ayudan a estimular su buen funcionamiento.

A continuación, te comentamos cuáles son las 6 plantas curativas que sirven como complemento para cuidar de nuestra vitalidad digestiva, tanto de forma preventiva como a la hora de obtener alivio.

1. Melisa

melisa

La melisa es una planta con propiedades antiinflamatorias, digestivas y carminativas que nos ayuda a mejorar la digestión, en exclusivo, cuando consumimos platos irritantes y copiosos.

Sus compuestos orgánicos nos ayudan a dominar los cólicos estomacales, las flatulencias y otros síntomas propios de una digestión lenta.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de melisa (5 g).
  • 1 taza de agua (100 ml).

Preparación

  • Hierve una taza de agua, agrégale la cucharadita de melisa y tápala.
  • Deja que repose 10 minutos y cuélala.

Modo de consumo

  • Ingiere una taza de infusión posteriormente de cada comida principal.
  • Tómala cuando tengas dificultades digestivas relacionadas con el estrés.

Descubre: 7 cosas que puedes hacer todos los días para mejorar tu digestión

2. Menta

Las hojas de menta contienen aceites esenciales, antioxidantes y propiedades antiinflamatorias que nos ayudan a estimular el proceso de digestión.

Su preparación en infusión es un remedio tradicional contra los gases, el constipado y la acidez gástrica.

Ingredientes

  • 1 cucharada de hojas de menta (10 g).
  • 1 taza de agua (100 ml).

Preparación

  • Pon a hervir una taza de agua y, cuando calibre su punto de tensión, retírala del fuego y agrégale las hojas de menta.
  • Tapa la bebida y déjala reposar a temperatura esfera durante 10 minutos.

Modo de consumo

  • Ingiere la infusión cuando sientas molestias digestivas.
  • Como preventivo, consúmela posteriormente de manducar platos copiosos, hasta 2 veces al día.

3. Jengibre

jengibre

El jengibre se ha utilizado en la medicina natural como un complemento para combatir diversas afecciones; en exclusivo, las infecciones gastrointestinales y el constipado.

Su compuesto activo, el gingerol, ayuda a dominar la inflamación intestinal e impide el exceso de gases.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (100 ml).
  • ½ cucharada de jengibre fresco (5 g).
  • 2 cucharadas y media de miel (25 g).

Preparación

  • Hierve una taza de agua y agrégale el jengibre fresco.
  • Tapa la bebida y déjala reposar 8 o 10 minutos.
  • Luego, fíltrala con un colador y endúlzala con miel.

Modo de consumo

  • Toma una taza de infusión posteriormente de cada comida principal.

4. Malvavisco

La bebida natural de malvavisco es un antiguo remedio digestivo que reduce la inflamación, el exceso de desabrimiento y el malestar estomacal.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (100 ml).
  • ½ cucharada de malvavisco (5 g).
  • ½ cucharada de flores de camomila (5 g).

Preparación

  • Agrega las plantas en una olla con agua y déjalas hervir durante 5 minutos.
  • Tapa la bebida y aplazamiento que repose 10 minutos más.

Modo de consumo

  • Ingiere 2 o 3 tazas de infusión al día cuando tengas molestias digestivas.

5. Ulmaria

Ulmaria

La ulmaria se utiliza como complemento digestivo, en exclusivo en casos de flatulencias, desabrimiento y úlceras pépticas. Sus propiedades antiinflamatorias y calmantes ayudan a dominar el dolor intestinal, el reflujo ácido y los gases.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de ulmaria (5 g).
  • 1 taza de agua (100 ml).

Preparación

  • Vierte una taza de agua en una olla y ponla a hervir.
  • Cuando calibre su punto de tensión, agrégale la ulmaria y pérdida el fuego.
  • Deja que se cocine durante 3 minutos y retírala.
  • Aplazamiento que repose 10 minutos y cuélala.

Modo de consumo

  • Toma una taza de té de ulmaria en ayunas y, si lo consideras necesario, repite su ingesta a media tarde.

6. Hierbaluisa

La hierbaluisa es una planta con propiedades antiinflamatorias y antiespasmódicas, atribuidas a su contenido de linalol. Está indicada para aliviar el dolor intestinal, los gases y las digestiones lentas.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de hierbaluisa (5 g).
  • 1 taza de agua (100 ml).

Preparación

  • Agrega la hierbaluisa en una taza de agua hirviendo y déjala reposar 10 minutos.
  • Cuela la bebida e ingiérela.

Modo de consumo

  • Toma 2 o 3 tazas de infusión de hierbaluisa al día.

Presta atención a tu digestión

Las bebidas naturales pueden valer el alivio de las molestias causadas por la indigestión en casos leves. Sin requisa, en caso de que el problema sea anciano y no se note mejoría alguna, es importante venir al médico ayer para una evaluación.

Deja un comentario