Cómo tratar y prevenir los hongos en los pies

La comunidad médica define el pie de atleta como una infección micótica que afecta sobre todo a los pies, aunque incluso puede propagarse a las manos. En el caso de los hongos en los pies, se suelen presentar en la planta, los dedos y los talones.

Es un padecimiento que puede tener varios niveles de solemnidad. Por otra parte, es posible que vuelva a aparecer una vez terminado el tratamiento. Se comercio de una infección micótica muy habitual, sobre todo en zonas cálidas y húmedas.

Es importante mencionar que este tipo de infección es muy contagiosa, sobre todo por el contacto directo con calzado, calcetines o superficies de duchas y piscinas. Por ello, conviene consultar con un médico el tratamiento más adecuado, pues la infección puede complicarse y propagarse a otras zonas del cuerpo.

Descubre en este artículo cuáles son sus causas y que se podría hacer para predisponer y tratar los hongos en los pies.

El pie de atleta o infección de hongos en los pies

Causas

Las causas más importantes que pueden motivar la aparición de esta infección micótica son:

  • Sufrir una contusión último en alguna parte del pie o en las uñas.
  • Sudor excesivo en los pies.
  • Humedad o no secarse adecuadamente los pies a posteriori de bañarse.
  • Usar calzado cerrado o muy apretado, hecho sobre todo de materiales sintéticos.

Síntomas

Los síntomas más comunes que avisan sobre la presencia o avance del pie de atleta son los siguientes:

  • Piel agrietada o en escamas que se desprenden con facilidad del pie o los dedos.
  • Ardor excesivo o desazón.
  • Piel enrojecida y picazón musculoso.
  • Ampollas que supuran o forman costras.

Oportuno a sus características, el hongo que produce el pie de atleta se puede extender a otras zonas del pie, como las uñas. En el caso de que esto suceda, pueden presentar palidez, se vuelven más gruesas y incluso se pueden fracturar o desprender de guisa parcial o total.

Lee incluso: Cómo identificar si tienes hongos en los pies

Pruebas para detectar el pie de atleta

Cuidar hongos en los pies

Los exámenes o pruebas que se pueden hacer para detectar la presencia del pie de atleta son muy sencillos y rutinarios. De hecho, el médico o diestro tiene la capacidad de detectar el pie de atleta solo con ver la piel. Además podría tomar una muestra de piel para examinarla en el laboratorio.

En caso de ser necesario, se pueden realizar otras pruebas más exhaustivas:

  • Biopsias de lesiones.
  • Exámenes de hidróxido de potasio.
  • Cultivos de piel.

Tratamientos

Curar las infecciones por hongos en los pies es en ingenuidad muy sencillo. Pespunte con utilizar cremas o talcos antimicóticos que contienen clotrimazol, miconazol, tolnaftato.

Sin secuestro, la probabilidad de que los hongos vuelvan a aparecer a posteriori de ocurrir terminado el tratamiento es adhesión. Por esta razón, es muy importante estar irresoluto del estado de la infección.

Por lo tanto, es muy recomendable extender el tratamiento una o dos semanas a posteriori de que la infección haya desaparecido. Si fuese preciso, el médico puede ordenar antimicóticos más fuertes e incluso antibióticos.

No te pierdas: Prevenir y eliminar los hongos en los pies

Prevención de los hongos en los pies

Aunque el tratamiento médico es muy importante para zanjar con este problema lo antaño posible, existe una serie de pautas y consejos que se pueden seguir y que ayudarán a evitar la aparición de los hongos en los pies o el contagio por contacto directo. Son los siguientes:

  • Sustentar los pies limpios y secos, sobre todo entre los dedos.
  • Colar los pies con frecuencia con agua y halago, por lo menos dos veces al día, y secarlos muy adecuadamente.
  • Utilizar calcetines de algodón y calzado cómodo que no esté muy apretado ni fabricado con materiales sintéticos que provoquen sudoración excesiva en los pies. Por otra parte, conviene cambiar los calcetines por lo menos una vez al día. Con esto se evita que los pies estén húmedos.
  • Usar sandalias o chanclas en baños o piscinas públicas. Es muy importante no pisar con los pies descalzos ese tipo de superficies.
  • Utilizar talcos o cremas antimicóticas.

Sigue estas recomendaciones para predisponer problemas en los pies y, si adviertes alguno de los síntomas descritos, acude a tu médico para que pueda diagnosticarlo convenientemente y prescribir el tratamiento más adecuado.

Deja un comentario