¿Cómo limpiar las arterias obstruidas de forma natural?

Nuestras arterias conforman un conjunto esencial y frágil. Son los vasos que llevan la sangre con oxígeno desde el corazón hacia los pilíferos. Son precisas para el funcionamiento del cuerpo, y para la adecuada circulación de la sangre.

¿Qué ocurre cuando las arterias se obstruyen?

Arterias obstruidas

Lo más frecuente es que esto ocurra por el fenómeno de ateroesclerosis. Se trata de placas formadas por acúmulos de grasa, células y otros elementos, que terminan por obstruir las arterias.

En consecuencia, los tejidos experimentan una minoración en la circulación de oxígeno y del flujo sanguíneo. Esto provoca lesiones en tal tejido, aparte de dolor.

Este proceso afecta habitualmente a las arterias coronarias. De esta manera, compromete la salud de nuestro sistema cardiovascular.

¿Qué puedes hacer para adecentar tus arterias?

Según la severidad de la obstrucción, el tratamiento puede ser:

-Tomar hábitos y modos de vida saludables para la prevención

Tratamiento farmacológico para eludir la capacitación de trombos

Tratamiento quirúrgico

Nuestras alternativas

En este caso te vamos a ofrecer una opción alternativa fácil. Se trata de un antídoto natural, el extracto de la granada.

El poder de la granada

Según estudios, se ha probado que el hecho de utilizar el extracto de granada puede prevenir notoriamente la obstrucción de arterias o bien revertir los efectos que esta nosología produce.

La granada ha tenido su mayor influencia en lo que se refiere a las arterias coronarias.

¿Qué ocurre con la granada?

El jugo de granada tiene un valor singular en la enfermedad cardiovascular, respondiendo a sus componentes singulares y sus capacidades antioxidantes y anti- ateroscleróticas.

Cuenta con unos niveles de azúcar convenientes y es rica en vitaminas A, B, C y Y también. Por otra parte, se debe en un vaso de jugo de granada, ya conseguiríamos el 100% de la dosis diaria precisa de ácido fólico y la mitad de las vitaminas ya antes citadas.

Pero, la clave se encuentra en el componente más esencial y más rebosante que posee: el potasio. Este elemento es un agente activo que interviene en el mantenimiento del equilibrio de la bomba sodio-potasio, aparte de que es sumamente preciso para la transmisión y generación de la actividad muscular y el impulso inquieto.

La granada como cardioprotectora

La granada y la presion arterial baja

Es el óxido nítrico quien nos va a dar la explicación en este aspecto. Hay que tener en consideración que este óxido está en pequeñas cantidades en nuestro cuerpo. Su acción está ligada a la relajación muscular y a la vasodilatación.

Además, participa asimismo en la regulación de la presión arterial y del flujo sanguíneo. Así, la granada resguarda el óxido nítrico, fortaleciendo con certidumbre su ayuda en la prevención de los inconvenientes cardiovasculares.

¿De qué manera hacerlo?

Te aconsejamos consumir un vaso de jugo de granada al día, cuando menos por 3 meses. Después, puedes valorar el estado de tus arterias y su mejora.

Si no ves cambios, debes visitar al médico.

Te recomendamos…

No solo lo procures con el jugo de granada, recuerda que a fin de que estés bien, todo en ti y en tu cuerpo ha de estar en equilibrio. De ahí que, te invitamos a llevar una dieta balanceada, con mayor consumo de vegetales y frutas frescas; evita las grasas o bien los comestibles procesados.

Puedes procurar asimismo tomando un vaso de jugo de zanahoria aprovechando sus buenas propiedades para la circulación; además de esto, como una receta más fácil, puedes tomar una mezcla tradicional de jugo de limón y miel día tras día.

Lo más esencial en este proceso es que, aparte de que comiences a conseguir tus jugos o bien extractos, seas siendo consciente de aquello que consumes y de tus actividades cada día.

 

Deja un comentario